Single post

Zaragoza, una ciudad con historia (I)

A orillas del Ebro hay una ciudad en España que resistió como ninguna la invasión francesa de las tropas de Napoleón. Zaragoza la heroica supo defender el sitio con bravura y no es para menos porque, ya sea tópico o no, siempre se ha dicho que los maños son un poco “cabezotas”.

Sin embargo, no es esta forma de ser lo que más llama la atención al visitante, sino la inmensa amabilidad de los zaragozanos en los distintos comercios, bares, restaurantes o por la calle. Y es que es un gusto encontrarse con esta gente que bien dice la zarzuela que son “gigantes y cabezudos”.

Zaragoza, una ciudad con historia (I)

Zaragoza es una ciudad coqueta, no muy grande pero con una gran historia y montón de cosas que visitar. Lo ideal es hacerse una escapadita de tres o cuatro días a esta ciudad para ir descubriendo poco a poco toda la ciudad. Tanto llegar a la ciudad como desplazarse en ella es muy cómodo; primero porque puedes llegar por carretera pero también por su aeropuerto o con el Ave. Una vez allí lo mejor es el tranvía o moverse a pie.

Ciudad de torres

Zaragoza ha sido considerada por su skyline la ciudad de las torres desde la Edad Media, ya que las iglesias de la ciudad eran muy numerosas y competían entre sí para hacer los campanarios más altos. La mismísima basílica de El Pilar cuenta con una en cada esquina del templo. Este monumento, da la espalda al Ebro pero es de visita obligada ya que su interior alberga uno de los retablos más importantes de alabastro y tiene pinturas del mismísimo Goya.

Justo al lado, se encuentra la catedral de la Seo, que cuenta con una de las más bellas torres de estilo mudéjar de la ciudad. Es la auténtica catedral de Zaragoza y antes de la reforma de la plaza de la Hispanidad, se encontraba aislada en una pequeña placita separada por edificios de viviendas de su vecina. Dentro de la Seo existe una de las mejores colecciones de tapices de toda España.

Los Sitios

Comenzábamos el artículo haciendo referencia a los franceses y es que nada marcó el carácter de la ciudad tanto como la Guerra de Independencia en el siglo XIX. De hecho, una de las visitas más interesantes que se pueden hacer, es una que lleva por los Sitios de la resistencia, pero que además está teatralizada, por lo que es muy amena y divertida.

theme by teslathemes