Single post

Reservas naturales canarias en peligro

Canarias es un paraíso por el clima benigno que hay durante todo el año y permite disfrutar del océano atlántico que baña sus costas. Los turistas viajan a Fuerteventura para pasear por las playas de fina arena que se extienden bajo el sol hasta donde alcanza la vista, o a Lanzarote para bañarse en playas de arena volcánica y acantilados formados por la violenta erupción de los volcanes que hay en la isla.
Pero es un error creer que las Islas Canarias sólo son lugares en los que comer papas arrugadas con mojo picón y una cervecita a la orilla de la playa, en ellas hay espacios naturales privilegiados que se deben preservar por respeto a las futuras generaciones y por respeto al pueblo canario.

Espacio-natural-peligro

Canarias alberga seis Reservas de la Biosfera de las que cinco abarcan la totalidad del territorio insular (islas de La Palma, El Hierro, La Gomera, Fuerteventura y Lanzarote) y la sexta se localiza en Gran Canaria, cubriendo un 46% aproximado de la isla. A esta concentración de espacios naturales canarios reconocidos por Naciones Unidas se une la elevada densidad de áreas protegidas por diferentes organismos europeos.

Archipiélago Chinijo

Uno de ellos es el Archipiélago Chinijo, formado por La Graciosa, Montaña Clara, Alegranza, Roque del Este y Roque del Oeste, que ya forma parte de la red Natura 2000. Este Parque Natural cuenta con más de 700 kilómetros cuadrados de reserva marina de interés pesquero, siendo el más extenso de la Unión Europea. Su importancia viene se la enorme biodiversidad, con especies únicas exclusivas de Lanzarote y sus islotes.

Lanzarote es Reserva de la Biosfera desde 1993. La declaración fue una novedad ya que por primera vez un territorio en su conjuntos, incluyendo todos sus núcleos poblacionales, era declarado por la UNESCO como Reserva de la Biosfera, figura creada en 1971 por este organismo con el fin de distinguir y mantener aquellos territorios donde existen ecosistemas representativos de una región biogeográfica y en los que se dan las condiciones que permitan un desarrollo económico sostenido y un uso del territorio compatible con la conservación de sus recursos naturales.

archipielago-chinijo

Fuerteventura y su hábitat marino también fueron declarados Reserva de la Biosfera en 2009. Esta hermosa isla no sólo destaca por sus áreas desérticas y semi-desérticas cercanas al entorno marino, sino por la rica biodiversidad de sus aguas en las que es posible encontrar cachalotes y delfines, así como tortugas que se reproducen y desovan en sus playas.

Peligro inminente de agresión ecológica

Por desgracia, la UNESCO podría anular la designación debido a las prospecciones petrolíferas que va a realizar REPSOL.

El que fuera director general de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura entre 1987 y 1999, Federico Mayor Zaragoza, impulsor de la declaración de numerosas Reservas de la Biosfera en España, entre ellas la de Lanzarote, así lo considera tras leer el informe negativo emitido por el Comité Científico del Programa Man and Biosphere (MaB).

El Gobierno de Canarias y los Cabildos de Lanzarote y Fuerteventura consideran que las prospecciones son “un proyecto industrial que Canarias vive como una auténtica agresión social e institucional y como una amenaza sin precedentes para su presente y futuro”.

Excepto el Cabildo de Gran Canaria, las siete islas restantes del Archipiélago rechazan de facto las pretensiones de Repsol, y muestran su preocupación por los impactos que la actividad minera en aguas profundas y a escasos kilómetros de las islas pudiera generar en el medio ambiente y el turismo.

Zonas-Reservas-Biosfera-Lanzarote-Fuerteventura

El presidente del Cabildo de Lanzarote, Pedro San Ginés, declaró que “Si las Naciones Unidas eliminan la calificación de Reserva de la Biosfera en esta o en cualquier otra isla de Canarias a causa de los intereses exclusivos de Repsol, las consecuencias sobre nuestra economía podrían resultar devastadoras, perderíamos en un momento veinte años de esfuerzo y de sacrificio en muchos sentidos”

El informe redactado por el Consejo Científico del Comité MAB español afirma que un posible vertido causaría “un importante impacto medioambiental ya que podrían verse afectados ecosistemas con valores naturales de gran interés y la rica biodiversidad marina existente en las islas de Fuerteventura y Lanzarote, pudiendo ser dañadas igualmente otras islas del archipiélago canario”.

Esta situación cobra una especial gravedad si consideramos que el agua potable que nutre a las poblaciones de las islas proviene al 100% del océano; no olvidemos la profecía india: cuando contaminemos el último río descubriremos que el dinero no se puede comer.

La supervivencia del pueblo canario y de la biodiversidad por cuya protección han luchado toda la vida pende de un hilo; está en nuestras manos mostrar el desacuerdo con unos planes de futuro que, en realidad, no tienen ninguno.

Fuentes- canariasahora, wikipedia

theme by teslathemes